Yelmo de Gjermundbu

Hoy en día, solo se tiene la certeza de conocer la existencia de un casco vikingo completo. Se trata del Yelmo de Gjermundbu. No tiene cuernos ¿por qué? La razón de que se crea en que los cascos vikingos portaban cuernos la encontrarás en la pintura del romanticismo, en la que se representó de forma gráfica y simbólica la fiereza de los vikingos. No hay evidencia arqueológica, ni en la tinta de los cronistas, de la existencia de cuernos en sus cascos. Hoy vas a descubrir este “casco de anteojos” que perteneció, con mucha probabilidad a un caudillo vikingo en la Era vikinga aunque su origen es anterior, de la Era de Vendel.

Los cascos vikingos no llevan cuernos

Sabemos que a los vikingos les encantaba la ornamentación, pero no utilizaron los cuernos como elemento decorativo, al menos en cascos de guerra. Otra cosa es que lo utilizaran en ceremonias religiosas, que puede ser, aunque tampoco se han encontrado. Para este tipo de ceremonias, los celtas si tenían cascos con cuernos como es el caso del casco de Waterloo.

El origen de los cascos con cuernos

¿Quién comenzó a poner cuernos a los vikingos? Los primeros indicios de representar a los vikingos con cuernos los encontrarás en varias expresiones artísticas. Una de ellas es en la serie de ilustraciones que realizó el pintor sueco Gustav Malstrom en 1820 para “La saga de Frithiof”. Con la finalidad de transmitir una idea de vikingo como ser despiadado y cruel, les colocó cuernos. También fue en la ópera de Wagner “Der Ring des Nibelungen” inspirada en los mitos germánicos donde encontraríamos al antagonista de la historia vistiendo un casco con cuernos mientras Sigfrido lo lleva con alas.

la placa de Torslunda

Existe además, una pieza en el Museo de Historia de Suecia, que fue hallado en Öland, donde verás una forma humana portando lo que pensaríamos es una especie de casco con cuernos. Se trata de la placa de Torslunda y es tan solo uno de los ejemplos. En realidad, aquí se está representando una ceremonia religiosa y el personaje que vemos sería el Dios Odín. En su cabeza lo que hay no es un casco con cuernos, si no Hugin y Munnin, sus cuervos pensamiento y memoria.

El Yelmo de Gjermundbu: único yelmo vikingo completo

El yelmo de Gjermundbu es el único yelmo vikingo completo y su nombre se debe al lugar donde fue encontrado. Se trata de una granja llamada Gjermundbu* situada en Ringerike, en Noruega central. Corría el año 1943 cuando se descubrió este yelmo, fragmentado en nueve piezas, en el túmulo funerario que le da nombre. En la excavación también se encontraron otros elementos de los vikingos:

  • Tres espadas
  • Puntas de lanza
  • Hachas
  • Complementos ecuestres
  • Remaches de escudos
  • Cota de malla y anillas

El yelmo de Gjermundbu data de la Era de Vendel (periodo comprendido entre la Edad de Hierro Germánica y la Época vikinga). A pesar de ello, fue utilizado en el año 875, esto es pleno apogeo de la Era vikinga (789-1100). Este estilo de casco de anteojos se llama así por la forma que tiene, como puedes ver en la imagen.

yelmo gjermundbu

Protegía así, dentro de lo que cabe, la nariz y los ojos del portador. Fue diseñado para la guerra y el material utilizado es el hierro. En la parte de abajo hay unos agujeros cuya finalidad se deduce, sería la de unir el casco con un protector para el cuello en el mismo material que la cota de malla. En la misma vitrina donde se expone el yelmo de Gjermundbu encontramos la cota de malla, las espadas y demás artefactos encontrados en el yacimiento. Se supone que el casco era colocado tras poner una tela de lana en la cabeza para proteger la piel del portador.

yelmo gjermundbu

¿Quién portaba el yelmo de Gjermundbu?

Se considera por los arqueólogos que el dueño del Yelmo de Gjermundbu tenía un cargo importante dentro de la sociedad vikinga. Una de las razones es que se haya encontrado solo este casco entre todas las excavaciones realizadas en Noruega. Por ello se trataría de un elemento exclusivo para la realeza o hird (compañeros de armas de la realeza noruega durante el periodo medieval). Es posible que se tratase de uno de los monarcas del reino de Ringerike.

Actualmente este yelmo está expuesto en el Museo de Historia de Oslo.

Existen otros cascos vikingos y pertenecen a las excavaciones del Municipio Tjele en Dinamarca. Otros son de la Parroquia Lokrume en la isla de Gotland, Suecia. Estos cascos están en condiciones mucho peores. Solo hay restos oxidados de un casco parecido al casco de Gjermundbu.

Los cascos vikingos en el arte antiguo

Los vikingos portaban cascos sencillos, en ocasiones con protector para la nariz. Podemos saber ésto gracias a las estelas rúnicas y algunas ilustraciones. Es posible que algunos cascos se fabricaran simplemente con cuero y tiras de piel como puedes encontrar en algunos textos islandeses y escandinavos. También se cree que los cascos vikingos pasaban de padres a hijos en lugar de enterrarse junto a sus dueños. En ocasiones, los convertían en algo diferente como hachas.
Otros cascos de la Era vikinga y que fueron encontrados en Europa Central son:

  • Casco Olomouc, República Checa
  • El yelmo de Wenceslao, Praga
  • Casco de Ostrów Lednicki, Polonia

¿Te has quedado con ganas de saber más? te invito a leer el artículo sobre El Museo de Barcos Vikingos de Oslo.

*Gjermundbu está en Haugsbygda, un pueblo al noreste de Hønefoss, en Buskerud, Noruega.

 

You may also like

Leave a comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web usa cookies propias que tienen una finalidad funcional y cookies de terceros (tipo analytics) que permiten conocer sus hábitos de navegación para darle mejores servicios de información. Para continuar navegando, es importante que acepte su uso. Puedes cambiar la configuración, desactivarlas u obtener más información. Política de cookies. ACEPTAR
Aviso de cookies